Carnaval de Cadiz

Tu Opinas...


Dignificar al carnavalero


A partir de la columna de Moisés Camacho en el programa de Germán García García


Estamos en pleno siglo XXI. La mentalidad en las que se consideran las élites de esta ciudad sigue siendo la misma.


El carnavalero está en el status más bajo. Sigue siendo considerado ese bufón que hace que te rías en una cena de ricachones. Se ha intentado luchar mucho por dignificar nuestra figura, pero la alta alcurnia gaditana nos sigue considerando el borrachín que canta cosas que escribe otro borrachín para amenizar una cena. El concurso es de plebeyos, de chabacanos y los que esperan horas en una cola para comprar una entrada, borregos, que deberían estar en una cola pidiendo trabajo.


Creo que ya es hora de rebelarnos, de ser intolerantes ante estos comentarios clasistas y tendenciosos. Desde el primero hasta el último de los carnavaleros que forman la historia de nuestras coplas fueron gente muy honrada, del que tenía menos estudios al que más, y entre todos forjaron nuestra expresión cultural más sobresaliente e identitaria. No somos borrachines ni drogadictos ni puteros. Somos gente que mediante la copla intentamos dar rienda suelta a nuestras ideas, a nuestros impulsos y a nuestros sentimientos, los de nuestra ciudad, los de nuestro entorno.


Somos un arma de lucha de la clase obrera, del pueblo. Eso es lo que molesta, eso es lo que duele, que se cree conciencia, que se transmitan ideas revolucionarias, que se arme al pueblo y en parte, se le eduque.


Por eso sigue estimulándose esa idea, de gente que sólo se preocupa de ensayar y emborracharse, que no se compromete, que no es de fiar, que es informal, que pierde la fuerza por la boca. Pero miren los movimientos sociales de esta ciudad, en todos hay algún carnavalero, miren los movimientos culturales, en todos hay un carnavalero, y miren nuestra política, donde también hay carnavaleros. Tenemos que tragarnos que la prensa manipulada de este país tilde a nuestro alcalde despectivamente de chirigotero, como si fuera un bufón inculto y tajarina, cuando no hay más orgullo para sus paisanos que nuestro alcalde haya cantado coplas de carnaval desde su infancia. Habrá millones de cosas por las que criticarlo, pero por cantar carnaval, NO, es nuestro orgullo y nuestra bandera.


Es la hora, el carnaval es cultura, la cultura es PATRIMONIO, y como las fallas de valencia en esta semana, tenemos que luchar porque sea reconocido internacionalmente como PATRIMONIO INMATERIAL DE LA UNESCO, para que no vuelva a venir un subnormal con la cartera llena de billetes a tratarnos como escoria ni nos tiren monedas como si fuéramos monos de feria,


NOSOTROS CREAMOS CULTURA, LA DE NUESTRO PUEBLO. UN ORGULLO SER CARNAVALERO.


OPINA SOBRE ESTE ARTÍCULO





Distinguido Asociación de la prensa de Cadiz InfoCadiz Premio Gaditanos del año en la cadena Onda Cero
Distinguido por la Asociación de la Prensa de Cádiz Dl Creaciones Premio Gaditanos del Año de la Cadena Onda Cero