Carnaval de Cadiz

El Portero de la Torre Tavira


Carnaval 2009


Ya está aquí el resumen anual del carnaval. Este año hay tela que cortar y así pensamos hacerlo. Quién dijo miedo. Comenzamos.


El concurso


El COAC se va pareciendo cada vez más al Don Tico en hora punta. Como con todo lo nuevo, todos los aficionados comentan la subida de nivel (del agua imagino), la calidad de muchas agrupaciones (demasiadas diría yo) y cómo el transcurso del mismo ha sido de lo más pacífico. Pero vayamos por partes.


Coros. La subida en número de participantes fue, hábilmente, cercenada por el jurado en el primer corte. Considero que El Supercoro merecía muchísimo más de lo que obtuvo. Lo mismo podría decirse del coro de Puerto Real, pero lo que pasa en Cádiz es que los guisos hay que hacerlos bien desde el principio. Ya el concurso siguió adelante y pasaron los de siempre. Los Cañamaque, aparte del merecido homenaje al autor homónimo, trajeron un coro perfecto. Musicalmente muy trabajado pero mucho mejor en letras, casi el único coro que critica de forma patente muchos de los aspectos del carnaval. El coro del futuro trajo también a un grupo compacto, un popurrit del siglo XXII y una afinación perfecta. Valdés y su coro demostraron que Guimerá es un gran músico y poco más. Los celtas largos también me gustaron muchísimo. A Cadilandia se sabía ya que les iban a dar el leñazo. De Pardo digo que a pesar que este año ha traído un tango precioso me da la sensación que parece que el coro, en lo letrístico, no llega a criticar, sólo si se meten con ellos. Lo de cambiarse de ropa en el popu está ya algo pesado y me gustaría ver una renovación absoluta de este coro, uno de los grandes de Cádiz que sin duda alguna podrá sorprendernos de una manera o de otra (se me ocurren varias pero mejor no decirlas).


Chirigotas. Exceptuando al Selu, que trajo su mejor chirigota en 15 años, el resto no deja de ser agua de borrajas. Curiosamente, por no sé qué historia del reglamento, Los enteraos podrían ser segundo premio pero el autor ha rechazado la opción a reclamarlo (es más fácil criticar a los que ponen por el suelo a su chirigota cuando trae lo que traes ciertos años, claro que eso no lo ve nadie). El Canijo trajo un tipo fantástico y algunos pasodobles en los que demuestra que es uno de los mejores autores escribiendo. Para mí los cuplés no me llegaron a gustar, la repetición sistemática de esos mini estribillos no suele gustarme ni en esta chirigota ni en ninguna. Los superabuelos trajeron el mejor pasodoble del concurso en lo musical, el Yuyu se destapó con alguna letra marca de la casa y Huele a ropero dieron el aviso de lo que puede llegar a ser esta gran chirigota. El Love cantó lo que tenía que cantar con el tipo que llevaba pero la verdad es que los cuplés del Gómez no fueron del nivel habitual. Debería hablar del Sheriff, Santander…etc. pero para mí entran en el mismo saco que el primer premio. Las chirigotas visuales demuestran posteriormente qué repertorio tienen y eso se podrá comprobar a lo largo del año. Eso sí, regalar así el primer premio sólo provoca que en años posteriores la ONG Demagógicos sin Fronteras nos pidan derechos de autor. Avisados quedáis.


Comparsas. Tras el intento, infructuoso, de cierto autor de poner como presidente del jurado al padre de su segunda, el concurso también ha brillado por cierto tufo a pescado pasado. Que Martín se iba a llevar el primer premio se sabía desde antes de empezar. Muchos homenajes y muchas idas y venidas para el de la calle San Vicente, el de los 40 años (imagino que también se cuentan los que no salió cuando Martínez Ares lo aburrió en el concurso), el que ha traído una gran música de pasodoble y un grupo que canta bien pero que tiene que renovarse, en lo letrístico, a marchas forzadas.


De La pensadora gaditana puedo decir que es una comparsa que canta magníficamente, de las letras prefiero no opinar. La comparsa pop Los trasnochadores suenan muy bien pero eso, pop, se le va el gas y hasta el año que viene. Los ruinas dieron un pasito más para conseguir el Olimpo, letras magníficas de pasodobles y el gran problema de no conectar con el público (no sé muy bien por qué). Juan Fernández sigue también adelante por asentarse como el gran autor que es. Tino Tovar se arriesgó muchísimo este año pero el clasicismo del jurado (por no llamarles cosas peores) le cerró las puertas de la Final. Juan Carlos Aragón ha presentado su mejor comparsa. Si bien los pasodobles son un poco largos también son, sin dudarlo, los mejores del concurso. Completamente originales. Creo que el autor ha pasado ya a otro nivel creativo que tiene que romper de una forma o de otra. Los cuplés sí que dejaron mucho que desear, sobre todo viniendo de un gran cupletero como es. Me gustaría que la comparsa hiciera unos pasodobles más cantábiles, quizás esa sea la llave para conseguir, de nuevo, el primer premio, esa y asistir a los homenajes a Julio Pardo.


Cuartetos. Definitivamente me quedo con el de Gago. Por originalidad, interpretación y respeto al clasicismo me parece mucho más complicado que el de Morera, que está bien pero que me suena mucho más a un grupo de humoristas haciendo sketches. El callejero de Sin previo aviso… también brilló por su calidad y seguro que en breve nos dan muchas más alegrías.


La Final. La bajada de pantalones monumental de todo el mundo en carnaval es de lo más asqueroso que se ha podido presenciar en años. A lo ya comentado por Paco Rosado de que el Ayuntamiento se traga lo que digan los autores quiero añadir que estos se tragan lo que dicte Canal Sur. Vamos a ver señores, aparte de anunciar cien mil millones de veces que ya se puede comprar el DVD de la Final, hay que intentar retransmitir, pero sólo eso. Que yo sepa, cuando Canal Sur retransmite un partido de fútbol el locutor no sale a jugar. ¿Por qué tiene que salir la gente de Canal Sur al escenario?, ¿qué pintan los de Se llama copla en el Falla?. El Falla no es un plató propio, es un teatro donde se hace un concurso. Ni más ni menos.


El Pregón


El maestro Ruibal quiso bordarlo y todo comenzó en forma de romancero. El texto era más que acertado. Igualmente, el tema que interpretó con su guitarra también destacó muchísimo. Las conexiones con gente famosa era una idea magnífica pero creo que no puede ser el corpus fundamental del pregón. Demasiado tiempo para tan poco. Menos mal que el jurado intentaba darle ritmo a un pregón novedoso y de menos vergüenza ajena que el anterior.


La Cabalgata


Un año más, qué original que estoy, hizo las delicias de grandes y pequeños, pero sobre todo de las callejeras porque sigue siendo el imán que despeja el centro de los amantes de esta vertiente de la fiesta. Lo que nadie me ha explicado todavía es ¿qué pinta una agrupación estilo Canarias o Brasil en la cabalgata? No creo que en el Sambódromo o en Tenerife salga una chirigota o un coro. Pero bueno, eso de la vistosidad queda muy bonito, aunque reclamamos, fervientemente, el regreso de las mulatas.


La calle


Antes de nada. El Ayuntamiento de Cádiz, antes de percutirle a los españoles que vengan a Cádiz debería preocuparse bastante más por el lamentable servicio que da RENFE. Enganchar dos trenes, pasarse la legalidad de ocupación máxima de cada vagón por el forro y hacer de su capa un sayo sólo terminará por aburrir a la gente. Si de eso se trata se hace un bando prohibiendo el botellón y listo, pero no se puede ni se debe permitir que venga la gente como sardinas en lata con el riesgo de un accidente o de algo peor


Romanceros. Hay que destacar la tendencia, que comentaremos luego al hablar de las callejeras, al alza de los que se podrían denominar “Hijos carnavalescos del Gómez y Rosado”. Tras la fuerte influencia que este autor ejerció sobre todo el carnaval canalla, muchos de los que crecieron escuchando las coplas y romances de los maestros han conseguido, como mínimo, igualar la forma más que acertada de hacer carnaval. El primer premio de romanceros de este año es un buen ejemplo de esto que comentamos. Destacamos también a Salvador, Paco Mesa, Ketama, Quique y Pedro Pablo y, resumiendo, todos los que siguen haciendo carnaval a golpe de palo.


Callejeras. Son ya muchas las que, teóricamente, hilan muy fino para conseguir el mejor cuplé. Un ejemplo de esto podrían ser “Las cortesanas” que siguen su estela ascendente. Del resto podría destacar “Los detectives privaos”, “Las vedettes churretes”, “Las bien plantás”, “Las malitas de los nervios” y, una vez más, todas y cada una de ellas por seguir demostrando qué es el verdadero carnaval.


Guatifó. Creo que estarán orgullosos en su mayoría. Desde aquella lejana callejera del 92, Seis ratas por habitante, hasta esta GIA han logrado ir enseñándole a la gente, y a los que ahora colaboramos con el carnaval de la calle de una forma o de otra, que hay que calentarse la cabeza un poco más cada año. Quizás sus discípulos mejoren notablemente pero ellos lo han vuelto a bordar. Sus cuplés, con esa música que sólo puede hacer Caracol, su tipo y el concepto que tienen de chirigota ha ido cambiando con los años. Su web, www.guatifo.com es todo un paraíso para los amantes de esta agrupación o para los que, como el que suscribe, tenemos el pasaporte Guatiforense desde que empezaron en esta aventura. Una vez más, gracias por tanto.


Podría también hablar de los bocadillos a 3 euros, de la cerveza a 2 y demás tropelías que la hostelería sigue cometiendo sin el menor atisbo de piedad con el aficionado o el foráneo. El resumen se acaba. Esperamos vuestros comentarios.


El Portero de la Torre Tavira

PorteroTavira@CarnavalChiquito.com


OPINA SOBRE ESTE ARTÍCULO
Distinguido Asociación de la prensa de Cadiz InfoCadiz Premio Gaditanos del año en la cadena Onda Cero
Distinguido por la Asociación de la Prensa de Cádiz Dl Creaciones Premio Gaditanos del Año de la Cadena Onda Cero